Tu estás aquí
Inicio > policiales > Corrientes: Asaltos con uso de armas y a los golpes en plena vía pública

Corrientes: Asaltos con uso de armas y a los golpes en plena vía pública

Dos mujeres y un joven fueron víctimas de tres robos cometidos a manos de motochorros. En dos de los casos utilizaron una pistola de grueso calibre y un cuchillo. Efectivos de la División Policía de Alto Riesgo atraparon a un par de sospechosos en una persecución.

Al me­nos tres ro­bos con uso de vio­len­cia ocu­rrie­ron en las úl­ti­mas ho­ras en la ciu­dad de Co­rrien­tes. Dos mu­je­res y un jo­ven su­frie­ron asal­tos con ar­mas y a gol­pes en la vía pú­bli­ca, co­me­ti­dos por par­te de mo­to­cho­rros.
La Po­li­cía de­tu­vo a dos de los pre­sun­tos la­dro­nes co­mo sal­do de una bre­ve per­se­cu­ción noc­tur­na en las ca­lles del ba­rrio San­ta Te­re­si­ta.
En in­me­dia­cio­nes a la es­qui­na de ave­ni­da Mai­pú y Fra­ga­ta Ar­gen­ti­na una de las dam­ni­fi­ca­das, na­da me­nos que una su­bo­fi­cial de la Po­li­cía pro­vin­cial, su­frió la in­ti­mi­da­ción de un de­lin­cuen­te en mo­to.

El hom­bre le apun­tó con un ar­ma de fue­go pa­ra sustraer una car­te­ra en la cual ha­bía di­ne­ro, un te­lé­fo­no ce­lu­lar, do­cu­men­ta­cio­nes y tar­je­tas de en­ti­da­des ban­ca­rias.
Con­su­ma­do el atra­co el au­tor es­ca­pó a al­ta ve­lo­ci­dad en di­rec­ción al ba­rrio Pro­gre­so, se­gún con­fia­ron fuen­tes de la ins­ti­tu­ción de se­gu­ri­dad.
La fun­cio­na­ria acu­dió a la co­mi­sa­ría sec­cio­nal Sép­ti­ma a ra­di­car la de­nun­cia pe­nal y dar pie a una cau­sa ca­ra­tu­la­da co­mo su­pues­to ro­bo ca­li­fi­ca­do.
Por otra par­te, en ca­lle Ca­bil­do al 3000 del ba­rrio San­ta Te­re­si­ta un mu­cha­cho de 19 años ca­mi­na­ba en di­rec­ción a su ca­sa cuan­do lo cru­za­ron dos hom­bres en una mo­to­ci­cle­ta, ne­gra y sin cha­pa pa­ten­te vi­si­ble.

YAMAHA XTZ DE LOS PRESUNTOS MOTOCHORROS.

Uno de los mal­he­cho­res, a pun­ta de cu­chi­llo, le exi­gió el te­lé­fo­no ce­lu­lar. Des­pués am­bos mo­to­cho­rros es­ca­pa­ron ha­cia ave­ni­da Cha­ca­bu­co, ar­te­ria que to­ma­ron en di­rec­ción Sur. Es­to su­ce­dió al­re­de­dor de las 20.
El dam­ni­fi­ca­do so­li­ci­tó ayu­da a una pa­tru­lla de la Di­vi­sión Po­li­cía de Al­to Ries­go (PAR) que es­ta­ba en tra­ba­jos de con­trol pre­ven­ti­vo so­bre Cha­ca­bu­co, ca­si es­qui­na Ge­ne­ral Paz.
Con las des­crip­cio­nes de los mal­vi­vien­tes, los efec­ti­vos de­ci­die­ron re­a­li­za­ron una re­co­rri­da en la zo­na y gra­cias a ese des­plie­gue ubi­ca­ron a los sos­pe­cho­sos.
Ta­les su­je­tos me­ro­de­a­ban la es­qui­na de Sa­a­ve­dra y Ca­bil­do, ape­nas a unas dos cua­dras del si­tio en el que fue co­me­ti­do el ro­bo. Lo ha­cí­an en una mo­to­ci­cle­ta ti­po cross, mar­ca Ya­ma­ha, mo­de­lo XTZ, se­gún in­for­ma­ron.
Des­de ese lu­gar ini­cia­ron la per­se­cu­ción de los pre­sun­tos mal­vi­vien­tes has­ta una cua­dra más ade­lan­te. En la in­ter­sec­ción de Ca­bil­do y Juan Jo­sé Pa­so lo­gra­ron dar al­can­ce a uno de ellos. El otro co­rrió ha­cia una vi­vien­da cer­ca­na, aun­que tam­bién fi­na­li­zó apre­hen­di­do.

Ta­les su­je­tos fue­ron iden­ti­fi­ca­dos con los ape­lli­dos Be­ní­tez, de 24 años, y Gon­zá­lez, de 28. El apa­ra­to de co­mu­ni­ca­ción no fue en­con­tra­do.
In­ter­vie­nen en la cau­sa las au­to­ri­da­des co­mi­sa­ría sec­cio­nal De­ci­mo­no­ve­na.

POLICÍAS DEL PAR SECUESTRARON LA MOTO (FOTOS: GENTILEZA PATRULLA RADIAL).

Las­ti­ma­da
En ca­lle Es­ta­do de Is­ra­el ca­si ave­ni­da Ar­ti­gas, del ba­rrio Bel­gra­no, una mu­jer su­frió la em­bes­ti­da de dos la­dro­nes mo­vi­li­za­dos en mo­to­ci­cle­ta, quie­nes la hi­rie­ron en una ma­no du­ran­te el vio­len­to ro­bo de una car­te­ra.
La her­ma­na de la víc­ti­ma re­co­no­ció, que “ca­si le arran­can los de­dos” pa­ra ro­bar­le la car­te­ra y de­ta­lló que “to­da­vía no sa­be­mos si se tie­ne que ope­rar; tu­vo que pe­dir dos dí­as de li­cen­cia en el tra­ba­jo”.
La mu­jer es do­cen­te y per­dió do­cu­men­tos de los hi­jos, agen­da con da­tos de sus alum­nos, tar­je­tas de cré­di­to y Do­cu­men­to Na­cio­nal de Iden­ti­dad.
En es­te sen­ti­do la her­ma­na, quien tam­bién pro­fe­sio­nal de la edu­ca­ción, sos­tu­vo que “no hay pa­tru­lle­ros a la sies­ta. Es­ta­mos acos­tum­bra­dos que no ha­ya nin­gún po­li­cía en la es­qui­na”.

Tal he­cho aca­e­ció en ju­ris­dic­ción de la co­mi­sa­ría Quin­ta.

Top